Monseñor José Rodríguez: el Obispo que se enfrentó a Carrera y O’Higgins

El 30 de diciembre se conmemoró el natalicio de Monseñor José Santiago Rodríguez Zorrilla. Era Obispo de Santiago en el turbulento proceso de la Guerra Civil por la Emancipación en Chile, que enfrento a los llamados patriotas y realistas.

Desde el primer instante se opuso al Cabildo Abierto celebrado el 18 de septiembre de 1810, a pesar de su postura debió asistir a este en su calidad de Vicario capitular en sede vacante de Obispo.

En 1812, se negó a jurar obediencia al Reglamento Constitucional Provisorio promulgado por José Miguel Carrera y este en respuesta lo declaró reo, acusado de traición al nuevo Estado y se fue relegado a Colina.

Luego de la restauración del gobierno Virreinal con triunfo en la batalla de Rancagua, Monseñor Rodríguez se encargó de los juicios que por infidencia se siguieron en contra de varios sacerdotes que adhirieron a la causa de emancipadora.

Bernardo O’Higgins lo deportó a Mendoza en 1817 debido a que había adherido abiertamente a la causa realista o antirrevolucionaria, esto causo gran molestia en la población de Santiago Leer más

Mariano Osorio: 2 de octubre triunfa en la Batalla de Rancagua y restaura el gobierno legitimo

El 1 y 2 de octubre de 1814 se produce la Batalla de Rancagua, donde se enfrentaron las fuerzas leales al Rey al mando de Mariano Osorio y las tropas insurrectas de los Hermanos Carrera y Bernardo O´Higgins. Cabe recordar que, en el fondo esto fue una guerra civil en que las fuerzas de realistas estaban compuestas por chilenos criollos tales como, los batallones de Chiloé (Auxiliares de Chiloé; Veteranos de Chiloé y Voluntarios de Castro), de Valdivia, de Chillán, de Reré y de Florida; reforzadas con tropas de oficialidad enviadas por el virrey Abascal desde Lima, que totalizaban 5 mil hombres contra 4 mil de los rebeldes independentistas.

Más de un mes antes las fuerzas restauradoras del Rey avanzaban desde el sur rumbo a la capital, y las tropas de los Carrera y O’Higgins se preparaban a enfrentarlos antes de llegar a la capital. Entre ambos líderes militares había diferencias de en donde hacer frente a Osorio y sus fuerzas, que eran superiores y más disciplinadas que las de ellos y no lograban ponerse de acuerdo en cómo intentar frenar el avance.

Los Carrera eran partidarios de esperar en Angostura de Paine, una zona en que el camino a Santiago se estrecha bastante entre los cerros, de modo  que permitía poner piezas de artillería estratégicamente y tener a las tropas realistas en medio de fuego cruzado, pero presentaba falencias tales como que podrían haber sido rodeados por caminos laterales y tener múltiples bajas. Leer más